Inicio Operaciones Convenio SOLAS: Regulando la seguridad en los buques desde 1914

Convenio SOLAS: Regulando la seguridad en los buques desde 1914

Es posible que, debido a tu trabajo, hayas escuchado las siglas SOLAS montones de veces. Es posible que, por vergüenza o falta de ocasiones, no conozcas exactamente todas las disposiciones que regula el considerado como tratado internacional más importante sobre la seguridad de los buques. Aquí disipamos tus dudas.

¿Qué es el convenio SOLAS?

Como ya hemos mencionado en la entradilla, este convenio tiene su razón de ser en regular la seguridad de los buques. De hecho, su primera versión data de 1914, puesto que la causa principal de su creación y desarrollo fue la desgraciadamente célebre catástrofe del Titanic. El Convenio ha sufrido varias modificaciones desde entonces, de forma que la versión vigente actualmente data de 1974 e incorpora algunas enmiendas posteriores.

Convenio SOLAS: Regulando la seguridad en los buques desde 1914 1

Debido a todo esto, lo normal es que nos refiramos a él como “Convenio SOLAS, 1974 enmendado”. Por cierto, que las siglas SOLAS responden a la denominación inglesa Safety of Life at Sea (Seguridad de la vida en el mar).

Regulaciones SOLAS

En lo relativo a las regulaciones recogidas por este convenio, podemos hablar de normas relativas a la construcción, equipamiento y explotación de buques. El objetivo común a todas ellas es garantizar la seguridad tanto del buque como de las personas embarcadas en él, siendo los Estados de abanderamiento los principales responsables de garantizar que una embarcación respeta el convenio SOLAS.

En cualquier caso, si un Estado detecta que existen motivos fundados de que un buque controlado por otro Estado y su equipo no respetan las normas de este convenio, puede solicitar una inspección del mismo.

Construcción, disposición

Los primeros dos capítulos del SOLAS están dedicados a recoger instrucciones, prescripciones y recomendaciones a seguir en el momento de la construcción de un buque. De una parte, encontramos reglas y normas sobre los materiales, disposición de las máquinas de a bordo e incluso recomendaciones para hacer frente a problemas como la corrosión. De otra parte, estos capítulos también recogen limitaciones sobre la distribución de los espacios al momento de diseñar el buque.

En los capítulos III y IV se hace hincapié sobre los requisitos relativos a los dispositivos de salvamento (botes de rescate, chalecos salvavidas, …). También encontramos aquí la normativa relativa a las radiocomunicaciones, por ejemplo, cómo deben ser realizadas las comunicaciones de transmisión y recepción de las alertas de socorro.

Transporte de cargas y mercancías peligrosas

Una de las partes más interesantes del SOLAS es la que encontramos en los capítulos VI y VII, pues en ella se recogen las normas relativas al transporte y transporte de mercancías peligrosas. En este sentido, podemos encontrar recomendaciones y regulaciones relativas a cómo debe realizarse el embarque, desembarque y estiba de cargas.

Si hablamos de transporte de mercancías peligrosas, en el capítulo VII encontraremos cuatro apartados destinados a explicar la normativa relativa a su transporte, pero también informando sobre las limitaciones y obligaciones a seguir en el momento de diseñar y construir los buques destinados a su transporte.

Medidas de seguridad

Como no podía ser de otra manera en un convenio creado para impulsar y regular la seguridad, ésta ocupa un lugar privilegiado en él. El capítulo V del SOLAS especifica las prescripciones de los servicios relacionados con la seguridad de la navegación, como pueden ser los servicios y avisos meteorológicos, de vigilancia de hielos o de búsqueda y rescate. También incluye información relativa al establecimiento y funcionamiento de las ayudas de navegación.

La seguridad vuelve a ser la protagonista en los capítulos del IX al XII, en ellos se recogen las prescripciones aplicables a las operaciones de los buques, la regulación de su velocidad o, de una manera más general, se abordan reglas y consejos establecidos con la idea de incrementar la seguridad marítima e implantar la protección necesaria para los buques.

Enmiendas

Ya hemos mencionado que actualmente al SOLAS se le suele aludir como Convenio SOLAS, 1974 enmendado. Dicha nomenclatura deja ver que este convenio se debe entender como un conjunto de reglas y preceptos susceptibles de revisión y actualización. Las enmiendas suelen aparecer de manera periódica y constante, aunque por regla general es el Comité de Seguridad Marítima quien está a cargo de ratificarlas y hacer efectiva su inclusión.

Roc Nanot
Roc Nanothttps://logisticamente.es
Especialista en Comercio Exterior y Logística. Apasionado del transporte marítimo y de las innovaciones operativas. Fundador de Logísticamente.es y de Internacionalmente.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

¡Hey suscríbete!

Recibe nuestros artículos, novedades y recursos gratuitos, directamente en tu email.

Al enviar este formulario, usted acepta recibir correos electrónicos y notificaciones de Internacionalmente.com

Lo Último

Los camiones híbridos arrancan con energía en las autopistas eléctricas Alemanas

La apuesta por los vehículos híbridos y las energías renovables no se limita al sector de los particulares. De hecho, el mundo del transporte...

Certificación OEA: Ventajas y requisitos de un Operador Económico Autorizado

¿Tramitar o no la certificación OEA? Esa es la cuestión. Sí, es cierto que las nuevas tecnologías nos han facilitado poder operar a nivel...

Digitalización operacional: 3 desafíos más para las transitarias

Ahora que incluso podemos hacer la compra a través de una app en el móvil, uno podría pensar que cualquier gran empresa ha dado...